Internacionales

Lo hacemos en menos tiempo no se preocupe: despachador del vuelo del Chapecoense

EFE

Lo hacemos en menos tiempo no se preocupe: despachador del vuelo del Chapecoense

La resignación de Celia Castedo Monasterio, funcionaria de la Administración de Aeropuertos y Servicios Auxiliares a la Navegación Aérea de Bolivia –AASANA- frente a la terquedad del despachador de LaMia, Alex Quispe, que no quiso cambiar el plan de vuelo del fatídico viaje del Chapecoense a Medellín, fue un paso más de una cadena de negligencia que le quitó la vida a 71 personas.

Cuando Quispe presentó su plan de vuelo, documento que fue publicado por el diario El Deber, Castedo le hizo cuatro observaciones, tres de ellas tan graves, que a juicio de pilotos consultados por Caracol Radio, era suficientes para impedir la salida del RJ 85 de matrícula CP2933. La peor de todas, que el combustible cargado equivalía al tiempo en ruta. (VER FOTO)

A la solicitud de la señora Castedo de corregir el plan de vuelo porque el combustible era igual al tiempo en ruta, Quispe no solo se negó a revisar las cifras, sino que confesó que no era la primera vez, que el capitán lo sabía y que en los vuelos se jugaban su suerte.

“Si, así nomás lo presento. Lo hacemos en menos tiempo no se preocupe. Es así nomás tranquila. Eso está bien, ahí nomás déjemelo”, respondió el despachador Quispe.

Frente a esta respuesta la funcionaria dejó la siguiente anotación en el informe del plan del vuelo del CP2933: “ya no insiste más al ver la terquedad del despachador”.

Con esta decisión de LaMia de cargar combustible sólo para el tiempo de ruta incumplía las normas internacionales que obligan en las cuentas del tanqueo sumar un 10% adicional al recorrido, más el combustible para sobrevolar por 30 minutos el aeropuerto de destino, más el necesario para llegar al aeropuerto alterno más lejano que en este caso podrían ser Bogotá o Barranquilla, más el necesario para desviar por mal tiempo o para volar a menor altura si se presentaba turbulencia.

En el plan de vuelo queda claro que desde el mismo momento de su despegue el capitán Miguel Quiroga realizaría maniobras para ahorrar combustible. (VER FOTO)

Según lo declarado por el despachador, que es la persona que planifica la ruta, en el recorrido el avión de LaMia no seguiría las rutas aeronáuticas, sino que viajaría en línea recta para ahorrar combustible.

El plan de vuelo sólo preveía como aeropuerto alterno el de Bogotá y ante esta inquietud el despachador respondió: “eso me dijo el capi. Así nomás déjelo sra Celia”.

Ante la insistencia de la funcionaria Castedo de que se modificara el nivel de combustible y se aumentara a dos los aeropuertos alternos el despachador de LaMia se retiró y regresó 30 minutos después con el mismo plan de vuelo.

“Me indicó que mantenía todo igual que no había ningún cambio en el FPL (plan de vuelo). A esta respuesta mostré mi molestia diciéndole referente a que muchas veces los despachadores no toman en serio nuestras observaciones”, remató en su informe la señora Castedo Monasterio, frente a la actitud del despachador Alex Quispe una de las 71 víctimas fatales del siniestro.

EFE

About the author

Daniel F. Martinez. Cel: 3115023796

Periodista y abogado del departamento de Arauca, fundador de El Círculo - Noticias de Arauca y Corresponsal de RCN Televisión y Agencia Francesa de Prensa AFP
EMAIL: danielfernandomartinez@hotmail.es

Add Comment

Click here to post a comment

Siguenos en Twitter

PUBLICIDAD

Publicidad